• Dona arroz mientras juegas y aprendes inglés gratis

  • Los mejores hoteles al mejor precio:

Vivan las mujeres reales

Y abajo el Photoshop. Una revista alemana se ha cansado de las modelos esqueléticas a las que tenía que retocar para disimular su extrema delgadez y a partir de ahora utilizará a chicas de la calle.

Poco a poco el ideal de belleza está cambiando. Los responsables de los medios de comunicación son cada vez más conscientes de que esas modelos que aparecen en revistas o sobre la pasarela se alejan de la realidad.

Una de las revistas más populares de Alemania, Brigitte, ha decidido sustituir a esas modelos de 40 kilos por mujeres de la calle, hartos de tener que alterar digitalmente las imágenes para añadirles curvas y volumen. “A partir de 2010 no trabajaremos con modelos profesionales”, ha dicho Andreas Lebert, editor jefe de Brigitte al periódico The Guardian. “Durante años hemos tenido que utilizar el Photoshop para engordar a las chicas, sobre todo en los muslos y el escote. Es inquietante y perverso”, agregó.

Fueron muchas las lectoras que escribieron continuamente a la publicación quejándose de que no se sentían identificadas con las modelos y que estaban hartas de ver tanto hueso. Es cierto, “las modelos de hoy pesan alrededor de un 23% menos que las mujeres normales. La industria del modelo en su conjunto es anoréxica”, dice Lebert.

El editor ha aprovechado apara hacer un llamamiento a todas esas mujeres que quieran aparecer en su revista: “Estamos buscando a mujeres que tengan su propia identidad, ya sean estudiantes de 18 años, presidentes de una empresa, músicos o futbolistas”.

Hay quién ya ha empezado a criticar esta medida, alegando que se trata simplemente de una medida para reducir costes. Sin embargo, Lebert ha asegurado que pagará lo mismo a estas mujeres que a las modeles profesionales.

Fuente: Yahoo News

Desenmascarando la mentira

Y por tercera vez tratamos de desenmascarar la mentira que nos tratan de imponer como ideal de belleza.

Otra demostración de lo que puede hacer el photoshop para imponernos ideales de belleza que no son reales.

Valoricemos la belleza natural

Este vídeo demuestra cómo a través del maquillaje y el fotoshop nos están inculcando ideales de belleza que no son reales, y que causan un daño terrible en la autoestima de las mujeres, porque no son reales.

El vídeo es de la Fundación Dove es una invitación a la reflexión serena sobre los patrones de belleza que nos quieren imponer, y promueve la “belleza real”.  Nos invita a visitar la página web www.campaignforrealbeauty.ca.

El optimismo como protector natural del corazón femenino

Un estudio realizado en la Universidad de Pittsbug (EEUU) recientemente publicado en la revista “Circulation” dice que el optimismo, llevado como filosofía de vida, resulta un escudo protector para las mujeres frente a las enfermedades coronarias y otros trastornos, que hasta llegao a reducir la mortalidad de las mujeres más optimistas.

chica-joven-sonriendo-trigoEl estudio, supervisado por la doctora Hilary Tindle, profesora de medicina de dicha universidad, se realizó sobre una muestra de 97.253 mujeres posmenopáusicas (89.259 blancas y 7.994 negras) con edades comprendidas entre los 50 y los 79 años, libres de cáncer y enfermedades cardiovasculares. Los cuestionarios elaborados sirvieron para determinar la ‘actitud vital’ con la que las participantes se enfrentaban a su día a día.

La conclusión a la que llegaron los investigadores ocho años más tarde, los investigadores, es que las mujeres optimistas presentaban un 9% menos de riesgo de desarrollar una enfermedad coronaria y un 14% menos de riesgo de morir que las pesimistas, mientras que las mujeres con un alto grado de hostilidad cínica fueron un 16% más propensas a morir durante los ocho años de seguimiento que las que tenían un grado de hostilidad bajo.

TAmbién observaron que las mujeres optimistas solían ser más jóvenes, vivían en el oeste de EEUU, tenían un mayor nivel educativo y de ingresos, contaban con empleo y seguro médico y asistían a un servicio religioso al menos una vez por semana.

Las mujeres optimistas revelaron una menor propensión a sufrir diabetes e hipertensión, colesterol o síntomas depresivos y también mostraron una menor incidencia de factores y conductas de riesgo como el tabaquismo, el sedentarismo o un índice de masa corporal alto. De cualquier forma, aún teniendo en cuenta estos elementos adicionales, la relación inversa entre optimismo, enfermedad coronaria y riesgo de muerte se mantuvo.

Estudios realizados con resonancias cerebrales han mostrado que las respuestas neurológicas son distintas según los niveles de optimismo y hostilidad de las personas.  Otro estudio, realizado por la University College of London, reveló que las personas optimistas presentan niveles más bajos de cortisol, una hormona que contribuye a elevar la presión sanguínea, aumentar la grasa abdominal y debilitar el sistema inmune.

Según la doctora Tindle, “este estudio supone un paso clave para futuras investigaciones en este área, tanto acerca de cómo las actitudes pueden afectar a la salud como en la realización de ensayos aleatorios controlados que examinen si las actitudes pueden ser modificadas para mejorar la salud”.

Los resultados de estos estudios podrían explicarse en que las personas optimistas suelen desenvolverse en situaciones adversas de una forma más sana que las pesimistas y suelen construir relaciones sociales más fuertes.  En cambio, las actitudes hostiles provocan mayor estrés y perjudican las relaciones sociales, lo que podría llevar al incremento de la frecuencia y severidad de las experiencias negativas entre los individuos pesimistas y hostiles; y esto acabaría empeorando la fisiología cardiovascular de estas personas y traducirse, por ejemplo, en patologías como la hipertensión.

Así que ya sabemos:  mejor ser optimista, y ver el vaso de la vida medio lleno, que seremos más sanos y más felices.

Fuente:  diario El Mundo